Automotriz coreana estudia volver al país

ES LA MARCA SSANGYOUNG, QUE SE HABÍA IDO EN 2007

La previsión de ventas de unidades 0 km en la Argentina posicionaron al mercado local como la segunda plaza de la región después de Brasil.
Cerrar el 2011 con ventas que traspasen las 800.000 unidades es tan atractivo para las marcas que no sólo se olvidaron de las restricciones para importar, sino que algunas que se retiraron del país estudian volver.
Este sería el caso de la coreana SsangYoung que estaría a punto de desembarcar en la Argentina, de donde se había retirado en 2007.
El representante en Colombia de esta marca (SsangYoung Colombia) publicó ayer en su web un comunicado en el que asegura que “a partir del mes de julio de 2011, la compañía coreana SsangYong inicia operaciones en Argentina, país que se une a Colombia, Brasil, Ecuador, Paraguay y Perú”.
Asimismo, el comunicado de la empresa afirma que el regreso de la marca al país se realizará “vendiendo los modelos Actyon y Kyron, a los que más adelante se sumarán la Actyon Sports, la Korando C y la Rexton para así completar el portafolio de productos”.
Al explicar las razones por las cuales esta empresa retorna a la Argentina, el importador colombiano asegura que “la proyección de una ventas en el país austral, son 700.000 unidades en el 2011, lo que lo convertiría en el segundo mercado de mayor volumen en Sudamérica y del cual SsangYong buscará tomar una tajada”.
Al momento de publicar esta nota, SsangYong Motor Colombia no había respondido los llamados. Sin embargo, fuentes del mercado confirmaron a El Cronista las tratativas para el regreso de la marca.
“Hay trámites iniciados por la empresa Coafi para traer modelos de la marca, pero son solamente de configuración de modelos”, dijo una fuente.
Coafi es una empresa de la familia Weiser dedicada en sus comienzos a los hilados y hoy diversificada en hilandería industrial, automotores, maquinaria vial y construcción, minibuses, camiones y camionetas 4 x 4. Es la misma compañía que tuvo la representación de la marca hasta el 2007.
Aunque esta firma hayan realizado todos los trámites necesarios para la configuración de los modelos Actyon y Kyron, diversas fuentes aseguraron que “en el Ministerio de Industria no presentaron ningún proyecto exportador que les permita importar”. Y aclararon que “aunque le homologuen los autos, se tienen que sentar a cotejar los planes de importación y exportación que tienen pensado, sino, no van a poder operar y quedarán en la misma situación que BMW, que sigue sin poder importar unidades 0 km”.
Más allá de que Coafi pueda presentar un plan de exportación de hilandería, otra de las opciones que barajan algunos importadores de otras marcas asegura que la automotriz coreana podría desembarcar con una planta en Uruguay. Si eso fuera así, podría ensamblar modelos en el vecino país que respetaran el porcentaje de autopartes Mercosur. Así convertiría sus modelos en unidades 0 km intrazona, como ya hace la asiática Chery. Esto le permitiría entrar a la Argentina sin sobrecostos ni licencias no automáticas.
Según publicó Autoblog.com, SsangYong tuvo una importante presencia en la Argentina durante los años ’90, cuando la marca pertenecía al grupo Daewoo. En aquellos años, los modelos Musso y Korando fueron los más vendidos en nuestro mercado.
El año pasado, SsangYong entró en bancarrota en Corea del Sur y en febrero último la compañía fue comprada por la india Mahindra.

El cronista comercial

Un comentario en “Automotriz coreana estudia volver al país

Los comentarios están cerrados.