Buscan reglamentar la circulación de cuatriciclos en Bariloche

Para circular por la vía pública, los propietarios de cuatriciclos deberán cumplir los requisitos técnicos necesarios de seguridad, identificación vehicular -licencia de conducir y seguro- y ambientales. Así se establece en un Proyecto de Ordenanza que ya analizan los concejales. La norma prevé multas de hasta 1400 pesos, por incumplimientos.

Los cuatriciclos podrían tener su reglamentación para circular por las calles de Bariloche. Así lo establece un proyecto de Ordenanza, que apela a la Ley Nacional 24449 para fijar ciertos requisitos para que este tipo de vehículos, puedan transitar por la vía pública.

La mencionada Ley Nacional, establece en su artículo que “todo vehículo que se fabrique en el país o se importe, para poder ser librado al tránsito público, debe cumplir las condiciones de seguridad activas y pasivas y de emisión de contaminantes”.

Para circular por la vía pública estos vehículos deberán cumplir los requisitos técnicos necesarios (de seguridad, identificación vehicular y ambientales), debiendo obtenerse para ello sin excepción, la correspondiente Licencia para Configuración de Modelo (LCM) otorgada por la Dirección Nacional de Industria.

En síntesis, existe una prohibición general de circulación por la vía pública de los vehículos denominados “cuatriciclos”, salvo aquellos modelos autorizados expresamente por la Secretaría de Industria, Comercio y Minería de la Nación.

En el articulado del proyecto, se establece que además de las restricciones de circulación mencionadas, sus propietarios o poseedores deberán contar con la siguiente documentación de carácter obligatorio:

Inscripción de dominio: Corresponde su tramitación como maquinaria especial agrícola, según tipo y modelo, en el Registro de la Propiedad Automotor (Registro de Créditos Prendarios). Cumplido este trámite se le hace entrega al propietario del título de propiedad del vehículo y de una sola placa de identificación del rodado (chapa patente). No se emite Cédula Verde de identificación del rodado (Tarjeta Verde) por considerarse un vehículo no apto para su uso en la vía pública.

Licencia de Conducir: Según se consigne en el certificado de fábrica o importación, es obligatoria la obtención de una licencia de conducir acorde a la categoría del rodado; en el caso, corresponde tramitar la Licencia Clase G.2: maquinaria especial agrícola, debiendo consignarse en el documento las restricciones que pudieran corresponder; Seguro de responsabilidad civil.

Por otro lado, se detalla que en caso de autorizarse su uso en la vía pública por haber obtenido el vehículo (modelo) la correspondiente Licencia de Configuración de Modelo (LCM), se deberá circular con la siguiente documentación: D.N.I. / Cédula de Identidad; Licencia de conducir vigente; Cedula de Identificación del rodado (tarjeta verde) o Título; Comprobante de seguro obligatorio (responsabilidad civil frente a terceros transportados y no transportados); Último comprobante de pago del impuesto de patente única de vehículos.

En cuanto a las condiciones de seguridad exigidas para su circulación (en caso de autorización de uso en la vía pública por obtención de LCM), se deberá contar con dispositivos originales de seguridad, en óptimo estado de funcionamiento, especialmente los correspondientes a dirección, iluminación, frenado, suspensión, rodamiento, guardabarros y paragolpes. Deben poseer espejos retrovisores y escapes con silenciador reglamentarios. Además, durante la circulación en la vía pública, el conductor y, en su caso, el acompañante, deberán llevar colocados cascos reglamentarios y, ante la falta de cobertura en los ojos, anteojos protectores.

Por otra parte, queda además prohibida la circulación en la vía pública de los modelos infantiles no matriculables, quedando su uso restringido a lugares privados o circuitos cerrados al tráfico, así como el tránsito de cuatriciclos en veredas, parques o plazas.

Además se menciona en el proyecto de Ordenanza, que el estacionamiento de estos vehículos sólo se permitirá en los espacios destinados a las motocicletas o bien en aquellos que el Municipio destine a tal fin en caso de ser insuficientes los primeros.

En cuanto a las sanciones, la normativa establece que “serán retirados de circulación los rodados y sancionados con 600 a 1400 pesos (el equivalente a 300 y 700 módulos fiscales), los poseedores de rodados que no cumplan con cualquiera de los requisitos mencionados”.

Desde el punto de vista técnico, la mayoría de estos rodados fueron diseñados para ser utilizados en superficies blandas (tierra o arena) y en zonas pedregosas, nunca en caminos

pavimentados (rutas, autopistas o calles). La mayoría de los modelos tiene un palier fijo y son de tracción trasera por lo que no están preparados para circular en asfalto, por lo que suelen perder estabilidad fácilmente al realizar maniobras de giro.

Al tener los modelos más comercializados motores con cilindradas de 200 cc o mayores, pueden desarrollar velocidades superiores a los 100 kilómetros por hora.

Cabe destacar, que el proyecto será tratado en Comisión, y su autoría corresponde a la edil de la UCR, Elena Welleschik. (ANB)

anb actualidad